dissabte, 31 de desembre de 2016

2016 dEsóRdeNes




Podría decir que ha sido un año de grandes contrastes (hay alguno que no lo sea...?), y que os deseo salud y felicidad, y demás tópicos de este día, y bla, bla, bla... pero yo los 31 de diciembre básicamente lo que quiero es compartir la música que me ha hecho vibrar ese año que se acaba. Es como mejor se me da suplir algunas carencias expresivas... salud y música! Disfrutad de la vida, y no os fiéis una mierda de ningún ser humano. Empezando por vosotros mismos...




divendres, 30 de desembre de 2016

CoRaZOneS PeLudOs


Siempre llego tarde. Literal, y metafóricamente. Dejo pasar trenes a medio camino de la desidia, la convicción, la liberación, y la excitación por todas las estaciones en que no paran. Pero cuando alguien sube al tren que tenía que coger yo, llegan las preguntas, las dudas, y el interés. Es una historia que se ha repetido en mi vida unas cuantas veces ya. En los últimos días casi me estaba convenciendo de que no; con las cervezas y el Umeshu me he ido envalentonando, y me han dado ganas de pinchar para comprobar la reacción. Pero cuando nos hemos apalancado en el sofá, ha llegado el momento confesiones, y se ha certificado lo que ya sospechaba: está con el guitarra. Bueno, de momento se han liado, como ya intuía. Y a partir de aquí, ya se verá. Como suele pasar en estos casos, el 'no casi convencido' de los últimos días se ha convertido en un 'ahora sí quiero'. Estaba muy guapa, quizás por la propia iluminación que provocan estos estados de enamoramiento transitorio. Y aunque esta sensación me la conozco de sobras y ya ni duele, sí que jode. Por mi mismo, y por mi incapacidad, o mi apatía, o este melasudismo extremo. Supongo que como reacción a las heridas del pasado. Pero quizás ya tocaría cambiar de actitud. O quizás no, que sé yo. Siempre será mejor esta sensación de que hay cosas que no pasan porqué yo no quiero, que no cuando no pasan porqué es la otra persona la que no quiere. Pero la duda es si realmente yo no quería. Quizás me guste alargar esta fase de incertidumbre y de sí pero no, hasta que se cansan y pierden el interés. O quizás directamente soy un cretino integral, que también podría ser. O quizás simplemente que no me da la real gana de jugar con las reglas estándard, y prefiero hacerlo con las mías. O un poco de todo. Seguramente sea eso. O que tengo el corazón peludo, y no me entienden...


Ésta era demasiado obvia y ya la había puesto tiempo atrás... (pero me sigue poniendo a 1000)





dimecres, 28 de desembre de 2016

RebEL giRl



Tenía la espinita clavada desde que la hicieron en el In-Edit de hará 2 o 3 años, y esta noche al fin la he visto. Estimulante a más no poder. Una mujer poderosa, enérgica, vitalista, revolucionaria, y con la que no cuesta nada empatizar, seas mujer, hombre o dromedario hermafrodita. El día que yo sea Emperador del Mundo, historias como las de Kathleen Hanna serán de visionado obligatorio en las escuelas. Cuando ves este tipo de documentales y te pones a pensar en los modelos sociales que nos meten en la cabeza diariamente, te das cuenta de lo podrido que está todo. Y de cómo el establishment silencia estas historias y estas voces disonantes, y las aparta a un lado con disimulo, para que no se oigan demasiado. Ahora todo es mucho más perverso que antes: lo que antes prohibían sin reparos, ahora lo permiten, pero reducido a canales minoritarios, alternativos, para que tenga el mínimo efecto posible. ¿Os imagináis un país en el que pusieran documentales así en la TV a la hora que habitualmente emiten mierda prime time? (bueno, eso serían unas 24 horas diarias, minuto arriba, minuto abajo, también es verdad...). O programas que te hagan pensar, y cuestionarte modelos, jerarquías, costumbres, tradiciones estúpidas, ideas... socialmente aceptadas como correctas. Pero la rueda maquiavélica se encarga de agotarte de día en la escuela o el trabajo para que cuando llegue la noche sólo tengas ganas de tumbarte en el sofá a ver ratones de laboratorio sin cerebro utilizados para adormecer a la masa, sea en casas-prisión, teniendo primeras citas, pretendiendo ser cocineros, o corriendo detrás de un balón. La cultura del entretenimiento tiene mucho de entretenimiento y poco de cultura. Algunos blogs, en parte, no dejan de funcionar como fanzines de la era digital, pero sustituyendo recortes de diario, letraset y cola por imagenes de Google, videos de Youtube y lo que salga de la suma de teclado + cabeza inquieta perpetrando puntos de vista desde la clandestinidad de un piso en la oscuridad. Me gustaría creer que en parte dEsoRdeN pueda alguna vez ser algo así. Activismo anticretinista, misántropo, individualista, nocturno y melómano. Sí, quizás opte por fundar el movimiento de los Riot Humanzzzzz...


PD: Joder, qué temazo...




dimarts, 27 de desembre de 2016

Mi fAMiLia y otROs aNimALeS (iNViSibLEs)



Almax y Vichy Catalán patrocinan este post. La navidad 2016 ha servido para demostrar un año más los años luz de distancia respecto a mi familia. De hecho, mi familia acaba, a la práctica, en mis padres. Y los que van más allá, son personas a las que aprecio o tengo cariño pero con las que no tengo contacto alguno, salvo cuestiones puntuales, alguna llamada telefónica en cumpleaños o similares, o las frías 'amistades' a distancia de las redes sociales. Ni tan siquiera hace falta estar enfadado ni nada por el estilo. Es, simplemente, que no tengo relación. No es algo que me apene, porqué nunca he tenido ese sentimiento de arraigo familiar que tiene mucha gente, más allá de mis padres. Ellos sí que son una base que ayuda a sostener mi vida en pie. Pero la relación más cercana con el resto de familiares (salvo mi abuela materna, que también fue importantísima en mi vida primeriza) se fue con la infancia/adolescencia. Cuando de año en año (literalmente) nos vemos, hace gracia y provoca cierta nostalgia, pero poco más. Este año me ha sabido mal que no se haya hecho la comida navideña, porqué mi abuela paterna cumplía 90 años, pero los intentos de mi madre no han tenido respuesta ni interés de los demás. Así que tras la habitual cena del 24 en casa de mis padres, el 25 fueron ellos los que vinieron a comer a mi casa. Hoy ya no hemos quedado, porqué yo salía anoche y no sabía a qué hora me iba a levantar. Estuvo bien reencontrarse con Amapola, ir a bailar un rato, y ligar con varias chicas bailando. Buena manera de ir volviendo a la normalidad. Pero volviendo al hilo inicial, la navidad me importa bien poco, y sólo me despierta sentimientos de rechazo y de cabreo. Empezando porqué un país teóricamente laico siga celebrando una fantasía religiosa. Continuando por la hipocresía de familias que se reúnen tras ignorarse (o putearse) durante el resto del año. O siguiendo por la histeria consumista y de derroche que se apodera de tantísima gente. Lo único que me gusta de esta época es tener vacaciones y tiempo libre para escribir, leer, escuchar música, o ver pelis o documentales como el que he mirado esta noche. Bueno, de hecho, han sido dos, porqué tras ver el interesantísimo 'The Beat Is The Law' y buscar información en internet, me he topado con un segundo documental en Youtube sobre el origen de 'Common People', y también me he enganchado. Quiero escribir algo sobre la afortunada caída en bici que propició el éxito de Pulp, tras 17 años de pasar de puntillas por el pop británico. Me fascinan estas historias, y más cuando el azar juega un papel tan importante. Estoy absolutamente motivado con mis proyectos musicales actuales, y me encanta ver todo lo que hemos hecho en menos de un año. Es mi humilde manera de devolverle a la música todo lo que me ha dado en la vida. Cuando veo esos documentales musicales, me imagino en un futuro mirando atrás y habiendo creado algo que sea digno de explicar años después. No necesito ni que me dé dinero, porqué no se trata de eso. Hablo de pasión real, desinteresada, de algo que no se puede pagar con todo el dinero del mundo. Algo que no debe valorarse monetariamente, porqué transciende mucho más allá. Eso que hace que te estés a las tantas de la madrugada con la guitarra intentando sacar los acordes de 'Underwear'. Por eso no me importa dedicarle tantísimo tiempo y esfuerzos. También lo dedicaron antes los que nos han regalado tantísimas melodías e historias que nos han salvado la vida. Suena a tópico, pero es real. Como también el hecho de que todos esos artistas me son muchísimo más próximos y familiares que lo que diga cualquier libro de familia, o cualquier árbol geneálogico ilógico. La gente que te estimula y prende la mecha; las cosas que nos hacen sentir vivos; todo eso es lo único que importa. No hay más...





diumenge, 25 de desembre de 2016

ÜbeRMeNSch



Noches como ésta sacan al misántropo antireligioso que hay en mi. La absurda estupidez humana sale a relucir de múltiples formas: desde dejar sin metro a las 23h de un sábado una ciudad teóricamente cosmopolita, a ver a gente delante de iglesias para ir a misa en un país teóricamente laico... Y EN 2016. De hecho, seguir celebrando lo que teóricamente se celebra esta noche es de retrasados, propio de la Edad Media. Una gilipollez tan grande como la del mensaje del rey a sus súbditos. Españistán 2016. Lo de los vecinos hablando a gritos por la escalera a las 2h de la mañana tampoco está nada mal; sobretodo teniendo en cuenta que provocan la histeria colectiva de la manada de perros que vive delante mío (hablo literalmente de canes; no es ninguna descripción despectiva de mis vecinos). A pesar de esta ola de cretinismo generalizado, los últimos días han sido serenos y excitantes a partes iguales. Desde descansar y escribir en casa, a ir al cirujano que me operó (hace ya un mes! Joder...), a pasar un día con mi madre en casa y celebrar que ya no se canse tanto cuando sube o baja las escaleras o pasea por la calle, o volver a las salas de conciertos en una noche surrealista en que asistimos primero a una sesión privada de canciones, fotos, charla con la banda en el sofá de mi casa, y cena conjunta en un bar cercano antes del concierto. Adoro estas situaciones tan dEsoRdeNadas. El bolo estuvo genial, aunque se nos hizo muy corto, y pude saldar mi cuenta pendiente de comprarles vinilo y CD. Aunque nos invitaron a una fiesta en la casa todavía sin muebles de la teclista, mi noche derivó hacia un bar cubano donde celebraba el cumpleaños un colega. L de Lesbiana se volvio a ir antes de tiempo, para variar, pero quedamos para salir este jueves. En principio, mañana también tengo cita nocturna con Amapola y su prima, el viernes tengo una cena, y hay un par de frentes abiertos con los que mover fichas en estas vacaciones. Me gusta volver a sentir actividad a mi alrededor. Poco a poco todo parece ponerse en su sitio anárquico y dEsoRdeNado. Y ya tengo mi recopilatorio 2016 haciendo chup-chup. Unos retoques y estará listo para acabar el año como se merece. Paciencia, babies...




dijous, 22 de desembre de 2016

aRQueOLogíA MuSicAL




Después de un mes exacto, volví a beber alcohol. Cerveza japonesa, concretamente. Asahi una noche, y Sapporo la siguiente. Sí, cené dos noches consecutivas en un japo. Bueno, en dos diferentes. Vicio. Volver a sentirme en la rueda nocturna fue como el paso definitivo para creer que he reconquistado un porcentaje alto de normalidad dEsoRdeNada. No toda, pero casi. Sigo generando mucha mucosidad, que es un tema siempre agradable de contar. Pero volviendo a la noche, el paso siguiente será salir una noche entera. Este viernes tengo concierto y cumpleaños posterior, y podría ser una oportunidad. La semana que viene tengo varias citas más. Ayer vinieron las chicas a casa, y después de la cena admito que no me habría importado un aclarado. No sé por qué, intuyo que me pegaré un hostión en cuanto lo intente, pero me apetece probar y despejar la incógnita. Tampoco creo que resultara traumático, porqué llevo coraza. Diría, vaya. Los proyectos virtuales también van tomando forma, aunque para mi es más ocioso que para ellas. Les gustaría vivir de esto, y me parece bien. Para mi sigue siendo un entretenimiento y una pasión, pero siempre he tenido muchas dudas respecto a convertirlo en mi trabajo. Me da miedo que me pase lo mismo, y acabar aburriéndolo o desencantándome. Es uno de mis pilares vitales, y no quiero que deje de serlo. Hoy estaba escuchando el Ipod en modo aleatorio, y me ha sonado Nirvana mucho tiempo después. He vuelto a sentir la chispa que sólo se enciende con la música pura. La que conecta, te penetra y te perfora. Y te cala. Es una sensación increíble. Como lo es la capacidad para transportarte en el tiempo. Siempre recordaré aquella tarde en la casa de mis tíos en el bosque, en la que una prima segunda y yo descubrimos por casualidad que a los dos nos encantaba aquél grupo de raros marginados. Se generó una extraña conexión que nunca llegó a concretarse en nada, pero tuve sentimientos incestuosos. Bueno, no sé si se puede considerar incestuoso querer besar a una prima segunda, y menos yo, que tengo un sentimiento familiar tan arraigado como el que pueda tener Polansky hacia Charles Manson. Pero sí, sentí deseo adolescente hacia ella. Smells like teen lust. Por aquella extraña concatenación de cosas que sucede a veces, esta noche he pillado de casualidad un documental sobre Killing Joke. Interesante, aunque pelín largo. Y, cosas de la vida, he descubierto que el riff de 'Come As You Are' está sacado de una canción suya. Me fascinan estos caprichos del azar...



Pero sabéis lo mejor? Que esto no acaba aquí. Porqué he leído que antes de la canción de Killing Joke, se publicó esta otra de The Damned, con un riff realmente similar (y muy diferente a los de su glorioso 'Damned Damned Damned')...


...podría estar horas y días y años leyendo y descubriendo este tipo de historias, y continuar fascinándome como un niño.

dimarts, 20 de desembre de 2016

SeRPieNteS





Ya tengo el alta, y el primer fin de semana de curro ha ido relativamente bien. Quitaría el adverbio si no fuera porqué hay jefes que se deben pensar que nos tocamos los huevos y nos van sobrecargando de trabajo poco a poco. Hay que ser subnormal, porqué cuantas más cosas hagas a la vez, peor saldrá todo, y acaba siendo contraproducente. No soporto esta sensación de no tener la faena controlada ni el agobio de sentir que no puedo hacer bien las cosas porqué tengo 7 frentes abiertos y no me puedo centrar en hacer bien las cosas. Al margen de que acaba tocando bastante los huevos cuando los que aprietan no predican con el ejemplo, y al final lo único que consiguen es que te cabrees, te desmotives, y rindas menos. Realmente hay momentos en que llego a creer que es cierto el tópico de que cuanto más inútil seas, más opciones tendrás de ser jefe. Siempre he sido muy de trabajar a mi aire, y preferiblemente yo solo, sin tener que hacer los sacrificios que comporta el trabajo en equipo. Y, ante todo, me toca muchísimo los huevos que me quieran controlar. Por la desconfianza que demuestran, y porqué no soporto a la gente con carácter de policía. No soporto que duden de mi responsabilidad cuando la he demostrado sobradamente. Y cuando eso pasa, por mi carácter con un punto rebelde, tiendo a bajar el pistón y rendir menos con total premeditación. Cuanto más me aprieten, menos rendiré. Cuanto más libre me dejen y más confianza me demuestren, más daré. Básicamente, porqué no me sale hacer las cosas mal. Quizás debería aprender a hacerlo. Hay muchísima gente a la que no entiendo. Por su manera de hacer las cosas y de tratar a los demás. Dan bastante pena, y demuestran muchos traumas, carencias y vacíos. También es cierto que gracias a ellos me reafirmo más en mi manera de ser, y celebro ser como soy, con todas mis miserias y defectos, que no son pocos. Así que al menos este tipo de gente acaba teniendo cierta utilidad para uno mismo. Quizás esa sea su función y el sentido de que hayan aterrizado en este planeta. Sea como sea, ahora mismo todo esto me la suda bastante, porqué ya estoy de vacaciones y no me van a ver el pelo en 19 días...



dimarts, 13 de desembre de 2016

La NoRMaLidAd eS uN LuJo



Poco a poco todo parece recobrar cierta normalidad. Por ahora todo va como tenía que ir, según me ha dicho hoy mi oftalmóloga sexy favorita. Me siento bastante mejor, y si tiene continuidad los próximos días, a mediados de semana pediré el alta. Tengo ganas de recobrar la normalidad. Y de volver a meterme en todos los fregaos habituales. Para un culo inquieto como yo nunca es fácil estarse unas semanas parado, aunque no lo haya estado del todo. También es verdad que me gusta estar en casa, escribir, y maquinar 1000 movidas. El enorme placer de ver cómo alguna idea alocada que sale de tu cabeza se va haciendo realidad, con formas más o menos similares a tu pensamiento original. Las ideas tienen vida propia, y el mismo proceso de hacerlas realidad las va moldeando y adaptando a esa dimensión real, que nunca coincidirá plenamente con tu fantasiosa cabeza. Pero mola crear de la nada, y hacer que pasen cosas. Es una de las mejores sensaciones de la vida. Liarla, provocar, generar, cambiar la nada por algo, que ya sólo por el hecho de ser obra tuya acabará teniendo un punto de belleza. Es como ir teniendo pequeños hijos, pero sin el marrón y el horrible drama de tenerlos de carne y hueso, llorando y dando por culo todo el día. Sí, también esto te da dolores de cabeza, pero si al final sale bien, te provoca una enorme satisfacción y un sentimiento de que habrá valido la pena todo el esfuerzo. Y cuando acaba, acabado está. Y a por otra cosa, mariposa. No soporto las rutinas. Debe ser una de las cosas que más he repetido en estos... 11 años ya de blog? (contando el dEsoRdeN original, que abandoné por grietas con la realidad, y los cabrones de Blogger me acabaron borrando por inactividad). Ayer retoqué un poco la cabecera. De tanto en cuanto me gusta y necesito estos pequeños cambios que ayudan a desatascar rutinas y cambiar dinámicas. Como lo del cambiar el salvapantallas. Ahora hace ya semanas que tengo el mismo. Aunque hayan sido semanas intensas y con experiencias de cierta dureza, la verdad es que han sido positivas. Así que por ahora, lo dejo igual. Y lo de escribir por aquí es algo ya tan cotidiano que me costaría dejarlo, aunque haya épocas de más o menos frecuencia o ganas. Sigue siendo una necesidad. Como una taza del water donde vomitarlo todo (o casi). Y es un gran momento del día (o más bien la noche). Todo en silencio, música en los cascos, y dejarse ir. Y luego leer a otros, y meterse en sus vidas y sus historias semianónimas. Ya es casi como un ritual. Interacción en pijama y con la comodidad de tu casa y tu estufa. Y que no paren nunca de sonar melodías en tu cabeza. Y cuanto más nuevas y frescas, mejor...



dissabte, 10 de desembre de 2016

hOgAr, dULce HoGaR



Me molesta un montón el ruido alrededor cuando estoy en casa. No soporto los malditos portazos de gente maleducada; ni la gente que grita cuando sube la escalera; ni que haya tanto movimiento arriba y abajo cuando somos 4 vecinos; ni las épocas en que a los perros de delante les da por ladrar desesperados, incansables; ni que haya gente (o los perros de antes) caminando por la azotea y haciendo que mi techo vibre; ni la TV del vecino a todo trapo (por suerte, esto no pasa mucho); ni cómo retumban los graves del 'pum-pum-pum' de la música electrónica del DJ de los bajos, por mucho que lleve cascos; ni que siempre haya obras, mágicamente enlazadas, una detrás de otra; ni los murmullos que se van convirtiendo en gritos de la terraza interior de uno de los restaurantes que rodean mi escalera; ni los humos, ni el ruido nocturno del extractor y la maquinaria de la cocina del otro restaurante; ni la niña del patio de abajo con la puta pelotita de voleibol; ni las carcajadas y música de madrugada del piso de estudiantes que da a mi habitación, pared con pared; ni los golpes, voces y muebles arrastrándose del piso turístico de abajo, cada vez que lo ocupa alguien unos días; y me molesta sobremanera que vengan a picarme al timbre cuando estoy en el baño o en la ducha; igual que me irrita un montón que me llamen al teléfono cuando estoy comprando (de hecho, siempre llaman cuando estoy pagando, o con un montón de paquetes en la mano)...

...la conclusión general, y que no es ninguna novedad, es que me molestan un montón el resto de seres humanos, porqué no me dejan vivir en paz y en calma. Lo que me indigna un montón, porqué si yo soy capaz de convivir tranquila y discretamente, y que mis vecinos no sepan si estoy en casa o no, no veo por qué cojones los demás no pueden hacer lo mismo. Civismo, sentido y común y respeto, lo llamo yo...



dijous, 8 de desembre de 2016

tAKe Me tO yOuR RiVEr, I WanNA gO...




Pasan los días, y las mejoras llegan poco a poco. La casi total negritud de mi antebrazo se ha volatilizado tras varios días de pomada. Gracias, oh Trombocid milagroso. La nariz todavía sangra de tanto en cuanto, pero mucho menos. Con una siesta tras la hora de la comida aguanto el resto del día. Y sí, me sigo cansando cuando bajo a la calle a caminar un poco, pero supongo que eso será cuestión de repetirlo a diario y que el cuerpo recupere el ritmo. Hoy ya no podía más y he decidido escaparme de estas 4 paredes a ver la expo del World Press Photo. Xino-xano, que diríamos en diSoRdErLand. Tenía la esperanza de que habría poca gente en esta extraña semana de puentes y acueductos. Me ha entrado una mezcla de pánico y rabia extrema cuando he llegado y estaba lleno de escuelas a punto de entrar. Incluso he preguntado en el mostrador si mas tarde estaría más tranquilo, pero la chica me ha dicho que esta semana estaban a tope de visitas escolares guiadas. Me ha dado muchísima pereza irme a dar una vuelta, así que he optado por entrar e intentar aguantar como pudiera mi misantropía extrema. He sentido una enorme alegría cuando he visto que los dos grupos que habían entrado delante mío seguían escaleras mecánicas arriba, hacia alguna otra exposición. Aún así, había bastante gente. Mucha más de la que esperaba y hubiera deseado. Pero no la suficiente como para hacer imposible la visita. Muy recomendable, por cierto, como cada año.

Ayer vino a verme G-Cinéfila, y nos estuvimos explicando las respectivas vacaciones exóticas. Esta tarde ha venido L-de-Lesbiana, y hemos estado haciendo faena y pensando en nuevos proyectos. No sabemos estarnos quietecitos. Las dudas que siempre he tenido respecto a ella parecen estar disipándose. Si a eso le sumamos mis ganas enormes de vivir fuerte, creo que la ecuación es clara. Voy a pincharle, a ver cómo reacciona. Me apetece jugar. Y me apetece ella. La intuición me dice que ella también, aunque podría estar equivocado. Lo mejor de todo es que me da igual. Quiero tirar los dados y ver qué sale. 2016 da 9, y tengo que aprovecharlo. Ha sido un año extraño, con cosas muy buenas y otras bastante complicadas. Y quiero que el que viene tengamos la calma que no hemos tenido en éste. Hablo de nosotros, pero también de mis padres. L-de-Lesbiana me ha dejado 'Instrumental', y a ver si aprovecho tanto tiempo libre para leerlo. Ya conocía la historia, pero aún así me gustó el 'Salvados' del otro día. Tengo unos cuantos libros a medias, para variar. Y esta noche he visto, por fin, el documental sobre Leonard Cohen 'Bird On A Wire'. Me ha gustado mucho. Lo podéis ver aquí por 3 euros con subtítulos en castellano. O si os atrevéis con la versión original en inglés (con subtítulos en alemán), está colgado en Yotube:


Y de casualidad, también me ha salido este especial de la TV francesa en homenaje post-mortem, con actuaciones de Nick Cave, Jarvis, Rufus, Antony... 


Estos días también me gustaría aprovechar para hacer mi recopilatorio anual de canciones dEsoRdeNadas. Es curioso cuando miras atrás, porqué hay discos que parece que sean de hace 3 años. Supongo que será cosa de la sobreinformación, y la saturación de inputs diarios que nos colapsan la mente. Tengo muchos discos y muchas canciones fascinantes descubiertas este año. Me descojono cada vez que alguien dice que la música actual es una mierda, que ya no se hace música como la de antes, o todas estas gilipolleces. En el 95% de los casos, las dice gente que no se escucha más de 10 discos al año. Gente conservadora y perezosa sin ningún tipo de inquietud por explorar ni descubrir cosas nuevas. Me meo, me cago, eyaculo y me vuelvo a cagar en la opinión de mierda de ese tipo de gente. Se sigue haciendo música increíble. Música emocionante. Música excitante. Y quizás aquí el problema lo tengan todos esos obtusos incapaces de excitarse ni emocionarse con canciones maravillosas. Seguro que si estas mismas canciones las hubiera compuesto alguien hace 60 años dirían que son obras maestras...




dilluns, 5 de desembre de 2016

sULk




Sigo pasando las horas entre estas 4 paredes, escribiendo, escuchando música, leyendo, rasgando la guitarra, o viendo pelis. Estos últimos días he visto 'La Vida de Adele' (me gustó y no se me hizo pesada, a pesar de las 3 horas), 'Zodiac' (muy intrigante. Fascinante historia real), un trozo de 'Las Vampiras' de Jess Franco (serie Z total), y 'Desperate Living' del maestro John Waters (me reí mucho). Tengo pendiente el documental 'Bird On A Wire' sobre Leonard Cohen que me perdí en el In Edit del año pasado, y hoy una amiga me ha recomendado unas cuantas ('Nightcrawler', que ya la tenía en la lista de pendientes, 'Across The Universe', y alguna más que ahora no recuerdo). Me voy sintiendo mejor: irme cada día a dormir más tarde y recuperar el apetito sexual son dos síntomas evidentes. Y que la cabeza vuelva a pensar en nuevos proyectos y retos también. No sé tener mi culo quieto. Siento un hambre voraz. Lo quiero todo y lo quiero ahora. Y continúo completamente obsesionado con esta banda stonerosesiana de canciones escandalosamente buenas...



*Y así se llamaban antes:




divendres, 2 de desembre de 2016

hORiZoNtaL



Madrugar un lunes nunca puede ser buena noticia. Me sorprende mi calma extrema en estos casos extremos. Y la absoluta convicción de que todo irá bien. Porqué, como decía aquél, al final nunca pasa nada. Están más nerviosos mis padres que yo, pero también es verdad que yo he tenido 3 años para ir asumiendo la situación, y ellos, escasos 6 días. Eso que les ahorrado de sufrimientos innecesarios, no tengo ningún arrepentimiento al respecto. Te llevan de arriba a abajo, y todo el mundo te trata súper amable, como si sintieran pena por ti. Sí, tú eres la víctima, pero al fin y al cabo, no te vas a enterar absolutamente de nada. Mi último recuerdo es justo antes de entrar, y el siguiente, estirado con caras y voces indefinidas diciéndote que todo ha ido bien. Te han endiñado un suero y dos vías intravenosas sin darte cuenta, así que quizás también te haya violado un marsupial sin que lo vayas a saber en la vida. Habrá que confiar en la profesionalidad de los profesionales. Voy sin gafas ni calzoncillos, y estoy completamente drogado. Tengo un box para mi solo en 'Larrea', que así le llaman allí. Un lugar donde te prestan mucha atención y te cuidan mucho, pero donde de madrugada ríen a carcajada limpia y hablan a grito pelao, con la empatía de un ladrillo congelado hacia los que estamos allí sin quererlo. Si se creen que por ir drogado o tener la fuerza de un mosquito voy a ser menos dEsoRdeNado, es que no me conocen. Así que apreto el botón para llamar a la enfermera, llamarles la atención y pedirles que usen eso que tienen en la azotea llamado cerebelo. Quiero dormir y descansar, hijos de puta. Me lo he ganado sobradamente.

Por suerte, al día siguiente me subirán a una habitación, y la situación mejorará un poco. Salvo por el puto aire acondicionado que me dejará completamente afónico durante prácticamente una semana. Pero vaya, dentro de todo, no me duele nada, como bien, duermo un montón y, muy importante, consigo superar bastante bien la más grande de mis angustias: mi total imposibilidad a tragar pastillas. Con las minúsculas, lo consigo. Me camelo a las enfermeras para que me traigan todo lo posible efervescente o líquido. Y, en el caso más extremo, les pido que me chafen la puta píldora con un mortero, y me traigan un yogur donde disolver el polvo de pastilla entre toneladas de azúcar. Supero bastante bien las arcadas, y consigo cumplir a rajatabla la medicación. Hay algún breve momento gore digno de la Matanza de Texas, pero en general, todo va a pedir de boca. En 4 días, me envían para casa, y toca reposo absoluto. Mi nariz es una fábrica de mucosas y no puedo mocarme, hago ruido al respirar, y combino momentos de extrema fatiga y sueño con otros en que, a pesar de que mi cuerpo no tira, la cabeza me va a 1000. Me siento fortísimo anímicamente, y tengo una lucidez extrema en mi mente. Creo que nunca me había sentido tan bien por dentro. He decidido que no me voy a callar una mierda nunca más, y que me da igual si lo que digo no gusta. Y que si ya apostaba por la naturalidad y la espontaneidad, ahora lo voy a multiplicar por 10. Y que por menos de 4 horas de quirófano yo ya no me estreso. También estoy descubriendo (a la fuerza, qué remedio), el enorme placer de ir a los sitios con tiempo y con la calma. Te cambia la perspectiva de la vida. Slow life forzada, pero qué bien sienta por dentro.

Hoy me han reconfirmado que todo fue benignamente bien, aunque yo ya lo sabía dentro de mi. Ahora lo único que me importa es no cometer mi típica cagada de pensarme Supermán antes de tiempo. Poco a poco, y mejor pasarme de más que de menos. Si tienen que ser dos semanas más, así será. No hay prisa. Mi única prisa es vivir todavía más fuerte, si es que es posible. Siempre es posible. Y yo ahora estoy más convencido que nunca de mi mismo. Me encanto. Con todas mis muchas mierdas, pero me gusta ser así. Es lo que soy, y así me quiero. Creo que no puede haber mayor triunfo que ese en la vida.



dilluns, 21 de novembre de 2016

dissabte, 19 de novembre de 2016

d.E.P. ShARon :(



PUTO 2016. 
SHARON SEGUIRÁ VIVA ENTRE NOSOTROS, HIJO DE PERRA




dimecres, 16 de novembre de 2016

I NeEd tO sLeeP




El placer de mirar. Ni que sea por si acaso. Siempre he defendido que no valoramos en absoluto la normalidad. Y es un lujo. Luego está en nuestra mano intentar convertir nuestra vida en algo extraordinario. Pero la normalidad es impagable, y sólo la echamos de menos cuando desaparece. Desearía tener el poder de avanzar el tiempo, y plantarme ya mismo de aquí a un mes. Estoy cansado, y sólo quiero dormir. Y quiero despertar y, mejor pensado, mejor incluso que ya hayan pasado las Navidades.




divendres, 11 de novembre de 2016

D.E.P. Leonard





Joder, con el puto 2016...  :____(



TiMe mAChiNe




Pues al final, el día ha llegado antes de lo que esperaba. Sí, casi mejor así, para no darle tantas vueltas e intentar que todo pase rápido. No me da miedo, aunque siempre infunda respeto. Tendré que decírselo a mis padres, aunque esperaré a verles la próxima semana, para evitar sufrimientos inútiles. Tengo ganas de que pasen un par de semanitas, y que todo vuelva a la normalidad. Volverá, porqué lo sé. Pero es de esas cosas que necesitas quitarte de encima para intentar seguir adelante. Cosas que te hacen más fuerte, y te ayudan a relativizar la mierda diaria. Y es que no es más que eso: mierda, tonterías sin importancia que convertimos en grandes montañas, quizás para hacernos creer que afrentamos grandes retos y darle pompa a nuestras vidas vacías e inocuas. Creo que esta debería ser una gran oportunidad para dar un paso más en el proceso de deshinibición ante la autorepresión inconsciente. Sí, creo que sería hora de hablar claramente con algunas personas. Ahora tengo sueño, y me gustaría despertar a finales de mes, y que todo haya pasado ya.



dimecres, 9 de novembre de 2016

eXtiNCiÓn a La ViSTa




Necesitaba uno de esos días de no salir de casa. Me ha servido para escribir, para barrer, para reunirme con L de Lesbiana y S de Socia, o incluso para descubrir que con el cambio a la fibra óptica y el nuevo descodificador puedo grabar programas de la TV. Y hoy me he dado cuenta que puedo acceder gratis a centenares de pelis, series, documentales... y yo sin saberlo. No soy más despreocupado porqué no me entreno. Se me ha abierto un mundo, porqué a pesar de que no suelo mirar demasiado la TV, sí que hay días como los que van a llegar en invierno que me apetece quedarme tirado en el sofá con la mantita, viendo alguna peli después de cenar. Y teniendo en cuenta las patéticas programaciones televisivas en la era de los 200 canales, siempre está bien tener esta otra alternativa. Justo esta semana me había pasado por la tienda de los DVDs a 2 euros a pillarme alguna peli. Por suerte, los problema que me estaba dando ayer internet se han solventado solos, comopor arte de magia. Muchas veces me pasa. Problemas que se generan de la nada, y que se solucionan sin mover un dedo. A veces tengo la sensación de que alguna fuerza caprichosa juega conmigo. Como cuando me desaparecen misteriosamente cosas de casa. Fantasmas de otras vidas; cosas que han pasado ya...


*A todo esto, a esta hora de la noche, el enajenado mental de Donald Trump se pone por delante en las elecciones. La Tercera Guerra Mundial y la extinción de la raza humana están más cerca (cosa que tampoco me parecería tan mala noticia...). Tremendo el seguimiento en vivo del NY Times.


dimarts, 8 de novembre de 2016

RaW pOWeR





Joder, qué maldito frío hace. Cómo odio esta época del año, en la que tengo que llevar 4 capas por casa para batallar contra la humedad de las narices. Mal asunto para alguien tan sensible a la jodida humedad como yo, esto de vivir en diSoRdErLand. Nunca entenderé a la gente a la que le gusta el frío. Y nunca entenderé a la gente abrigada hasta las orejas con chaquetas y bufandas dentro de los vagones de metro y bus, con la calefacción a 60 grados. Ni al capullo que estaba viendo una peli en el portátil sin auriculares en el vagón. Ni al que escupe en el suelo. Ni a tantos otros. Cada vez tengo más tentaciones de que gane Trump para que líe la III Guerra Mundial y acabe con la humanidad. Sí, el villano convertido en héroe dEsoRdeNado...

Hoy ha venido un técnico a instalarme la fibra óptica a casa y se ha estado 3 horas y media con la instalación. No, no cobraba por horas. De hecho, la instalación era gratuíta, y por eso les dije que sí cuando me llamaron y despertaron un mediodía de la semana pasada para publicitar su oferta. Obviamente, hubieran merecido que les dijera que no por molestar a esas horas, pero me pillaron con la guardia baja y la incerteza de si era sueño o realidad. El hombre las ha pasado canutas para hacer llegar el cable desde la fachada hasta mi piso interior, y le he tenido que ayudar en diversas ocasiones mientras mi retorcida mente imaginaba trágicas escenas del hombre cayendo al vacío, o incluso yo mismo al ceder la barandilla del balcón. Es algo que me ha pasado desde pequeño, eso de imaginarme escenas truculentas. Accidentes de tránsito, incendios (eso fue por uno que vi de pequeño frente a la casa de mi abuela, y que me impactó mucho), atropellos... no sé a qué responde, pero mi mente también es así. A todo esto, y aunque ha dado problemas iniciales, parece que internet va más rápido, incluso con el wifi (con el cable la velocidad aumenta todavía más). Pocas cosas me desesperan más que los problemas informáticos. Otra cosa que me desespera es cuando voy al súper sin mi bolsa de tela que me compré hace 11 años en el Outback australiano (está ya bastante hecha polvo, la pobre...), pido una bolsa de plástico, y me la dejan con desprecio en el mostrador, sin ponerme lo que haya comprado dentro de la misma. Me parece un servicio tan miserable hacer eso. Como si fueras al peluquero y te dejaran las tijeras para que te cortases el pelo tú mismo.  Hoy me ha tocado tanto las narices que cuando la cajera me ha metido prisa para que le pusiera el pin de la tarjeta, le he dicho "un momento, que acabo de poner las cosas en la bolsa". Es de perogrullo ver que si no me pones las cosas en la bolsa, voy a tardar más y voy a generar cola. Si me las pones mientras yo pongo el pin, todo será más ágil. Pero como la gente es subnormal, así en general, no hay mucho que hacer.

Anoche puse punto y final al In Edit con el documental de Jim Jarmusch sobre los Stooges. He disfrutado mucho esta edición, de manera activa y pasiva. Una noche incluso me sentí rock star. Y recuperar las lúcidas conversaciones con Hermano-Ficticio-R siempre me sientan bien. Espero no perder nunca ese espíritu de rebeldía y rabia contra el 95% de cosas y personas que me rodean. Eso sería morir en vida, como el 95% de cosas y personas que me rodean...




diumenge, 6 de novembre de 2016

LaS veRdAdeS dE fRaNCk




'D'Amore Si Vive' es una película documental rodada a principios de los 80 en Parma por Silvano Agosti. Se trata de una búsqueda de nuevas maneras de ver el amor, la ternura y la sensualidad, y en el film se entrevista a diferentes personajes reales para que den su particular punto de vista vital: desde una joven que acaba de ser madre, a una prostituta, un travesti... o el pequeño Franck, que a sus 9 añitos da una maravillosa lección de lucidez, libertad de pensamiento y espíritu crítico con el limitado mundo de los adultos y sus estúpidos prejuicios.



dijous, 3 de novembre de 2016

geNeRAciOneS VaCíAs




La rueda no para, a veces casi sin querer, pero ya está llegando un momento en que va sola. Antes pensaba que creo haber encontrado ese punto de aire que me estaba agobiando tantísimo a finales de la pasada temporada. Sigo haciendo cosas y no tengo tiempo para aburrirme, sí, pero también encuentro huecos para mi y mi vida social que tanto estaba dejando de lado. Anoche, en plena chispa etilíca post-In Edit, estuve a punto de explicarle a L de Lesbiana los sueños que tuve con ella antes del verano, y la sensación agradable que me generaron. Pero esa manía de estar más pendiente del móvil que de la conversación me frenaron. Son estas cosas las que no acabo de ver claras con ella; tenemos muchas cosas en común, hablamos cada día, nos vemos varias veces a la semana, y estamos en situaciones relacionales similares, y hay momentos que tengo tentaciones. Pero luego otras cosas o actitudes me frenan. Si no tuviéramos proyectos en común sería más fácil porqué me daría igual, pero no quiero perder lo que estamos haciendo crecer a pasos agigantados en los últimos meses. A todo esto, La Chica Con Pelo de Chico también sigue bastante presente, y aquí sí hay una reciprocidad más clara, aunque también terceras personas pululando alrededor. Bueno, de hecho, yo también tengo otros satélites abiertos, y ya me está bien así, aunque siga la máxima de desear lo que no tengo. Los humanos somos raros de cojones. Mañana entrevistamos a un artista que no me gusta nada, y eso es toda una prueba de fuego. Sacrificios de hacer cosas en equipo, y que ya sabía que me iban a costar horrores de buen principio. Siempre he dudado del trabajo en equipo, porqué coarta la libertad individual y no la deja desplegarse en toda su magnitud. Es obvio que, si en vez de ser tres, fuera yo sólo, haría muchas cosas de manera muy diferente. Y esas renuncias me cuestan de asumir. La única ventaja que le veo al trabajo en equipo es el hecho de repartir la faena, pero uno nunca podrá expresarse al 100% en cuestiones colectivas, a no ser que estén muy delimitadas y diferenciadas las tareas de cada uno. Soy individualista convencido, y dudo que vaya a cambiarlo. Anoche vimos el documental de Blur y hoy he ido a 'The Blank Generation'. Mañana tengo sesión doble. Ojalá este festival durase todo un mes. No me cansaría jamás de ver documentales musicales ni de leer biografías de músicos. Supongo que me hacen imaginarme vidas y experiencias fantásticas que también me habría gustado vivir. Dejar marca en los demás debe ser la leche...





dimarts, 1 de novembre de 2016

50fT QuEeNie




Es curioso. Siempre me cuesta engañar a gente para salir entre semana, y hoy que es sábado en lunes noche, no salgo. Bueno, sí, el hecho de haber cerrado ayer el Jamboree influye, y también el agobio por el exceso de gente, y encima disfrazada por fiestas colonialistas que no acabo de entender. También es curioso el efecto revitalizante que tiene que te propongan salir cuando acabas de llegar a casa tras todo el fin de semana currando, muerto, con dolor de cabeza y sin cenar. La excitación ante la página en blanco en tu colección de experiencias vitales nocturnas puede más que la fatiga. Adoro la noche. Siempre me ha parecido la parte más auténtica de la vida. El momento donde a la gente se le caen las caretas, hipocresías y estúpidos escudos diurnos, y muestra su cara más real. Para bien y para mal. Me gusta aún más salir con gente nueva, o con la que casi no haya salido antes, como fue el caso anoche, con La Chica de Ojos Transparentes y su amiga. Más tarde me encontré a La Pequeña M, a la que al principio no reconocí. Me parece una chica encantadora, y hemos quedado en vernos un día de estos. Esta semana pienso plantar la tienda de campaña en el In-Edit. Mañana iré con L de Lesbiana, y posiblemente también venga La Chica Con Pelo de Chico. No sé cómo va acabar esta historia, pero me gusta que nos gustemos sin agobios, y que podamos quedar sin que pase nada o pasando todo, indistintamente. El otro día me sentí una rock'n'roll star, pinchando para una sala llena. Adrenalina no, lo siguiente. Quiero más. El segundo momentazo de la semana, tras el viaje toscano para ver a PJ. Divina, una vez más, y encima en sala pequeña, y teniéndola a unos pocos metros. Es verdad que visto el show por segunda vez pierde el factor sorpresa, pero su increíble voz, su expresiva teatralidad y su presencia continúan intactos. Florencia continúa con ese decadente encanto, a pesar de las hordas de turistas en pleno otoño caluroso. La exposición 'Libero' de Ai Weiwei que encontré de casualidad fue otro de los grandes momentos del viaje. Y también estuvo bien descubrir por azar el bar de Daniele, y todos sus pintorescos personajes que iban llegando y marchando sincronizadamente, como si fuera un sainete de enredo. Me siento bastante VIVO últimamente y me encanta avanzarme a posibles futuros acontecimientos. O coger toros por los cuernos para resolver situaciones conflictivas. El otro día hablé con mi jefa para aclarar posibles malos entendidos respecto al dinero que me está estafando la empresa. Yo sólo quiero lo que es mío y me he ganado, ni más ni menos. Y que la empresa sepa perfectamente que estoy cabreado, aunque luego les vaya a entrar por una oreja y les vaya a salir por la otra. No es un problema económico, sino de dignidad. Algo que probablemente no entiendan, porqué uno nunca sabe lo que es lo que no se tiene. 





diumenge, 23 d’octubre de 2016

fLAmiNg LiPs




Me acabo de hacer la maleta, y sería cuestión de irme a dormir. Mañana me he pedido unas horas para salir antes del trabajo, y poder irme a dormir bien prontito. Bajo ningún concepto puedo dormirme el lunes, por mucho que al avión salga a las 7 de la mañana. Me espera ELLA en la Toscana, aunque haya jugado mal mis cartas. Siempre lo hago, y supongo que es pura torpeza. Esto es como los delanteros: siempre es mejor no tener tiempo para pensar y limitarse a ejecutar rápidamente por intuición. Como anoche, con La Chica Con Pelo De Chico, mientras DJ Coco culminaba una interesante jornada del Primavera Club. Me gustaron Public Access TV y Operators. Antes, me había dejado caer por la presentación del Vida, donde anunciaron a Flaming Lips y actuaron Enric Montefusco y Renaldo i Clara. Admito que me hubiera gustado que se quedara L de Lesbiana hasta el final. Y también que da morbo besar a alguien aprovechando que las otras dos personas con las que íbamos se ausentaban un momento para ir a la barra o al lavabo. Jugar siempre es excitante, y en parte debe de ser porqué nos hace seguir conectados al niño que una vez estuvo allí dentro en cuerpo y alma. Y besar da vida, o lo parece. Casi tanto como la música. Curiosamente, el miércoles no besé a otra a quién ya había besado varias veces años antes, y eso que la situación invitaba a hacerlo. La mente es caprichosa, y los besos también. Hablando con ella me preguntaba extrañada por qué no estaba apuntado a ninguna web de encuentros del tipo Tinder. Admito que estas webs me provocan sensaciones contrapuestas: por una parte, me niego rotundamente a utilizarlas, porqué me parece bastante decadente. Pero por otra, me despierta cierta curiosidad, y hasta morbo. Nunca se puede decir de esta agua no beberé. En el curro me han llegado voces de que a mi jefa no le ha sentado bien que esté reclamando la pasta que me debe la empresa del año pasado. Sinceramente, creo que tiene información incompleta o distorsionada, y creo que intentaré hablar con ella para explicarle la situación, y dejarle claro que no tengo nada contra ella (al contrario, le estoy agradecido porqué ha sido la única persona de toda la empresa que ha movido un dedo por arreglar este conflicto). Es increíble la capacidad de manipulación que pueden llegar a tener algunos para revertir situaciones que claman al cielo y convertir a la víctima en culpable. Me repugna tantísimo el ser humano, que de tanto decirlo hasta parece que pierda valor...


PD: Ya hay single nuevo de Les Sueques! El disco, para finales de enero. Yuuujuuu!!



dimarts, 18 d’octubre de 2016

bRit-Pop dAyS




De aquí a una semana habré visto a PJ Harvey en Florencia. Al final, L de Lesbiana y su delicada economía de chica en excedencia no se pueden venir, así que me sobra una entrada y casi sin margen para encontrar a alguien que quiera/pueda venir entre semana. Tampoco me quita el sueño, pero era un plan ideal para ir acompañado. Compañías no me han faltado los últimos días. El viernes volví a vivir una de aquellas grandes noches dEsoRdeNadas de cambios de escenarios, caos, personajes inesperados, bailes, conversaciones surrealistas, y besos robados. Adoro estas noches de sentirse enormemente vivo. Adoro la noche, tiempo en que a todo el mundo se le cae la careta de falsedades, poses e hipocresías diurnas, y muestra su cara real. Justo en ese resquicio entre el alcohol revelador de verdades y la puesta de sol que destapa debilidades. Estas noches generan adicción, ganas de más, y dejan hilos abiertos con los que darle algo de vida a los días/semanas siguientes. Mañana quizás tire de alguno de esos hilos. Y el viernes me gustaría repetir, aprovechando otra tanda de recuperación de horas. Este año no le perdono ni un minuto a mi empresa, como respuesta a su condición miserable ya expuesta en entradas anteriores. La motivación la sigo encontrando fuera. Hoy me han ofrecido volver a pinchar, y esta vez en algo más gordo (y remunerado). Cuando he empezado a montarme playlists de canciones que podrían/deberían sonar, he recordado cuando grababa todos aquellos cassetes que regalaba desde lo más hondo de mi corazón a buenos amigos, y a chicas que me gustaban. Supongo que era mi manera de decirles lo que no me atrevía a expresar en palabras (o, directamente, no sabía hacerlo). Pensar que me puedan llegar a pagar por lo mismo años después no deja de ser extraño. Pero quiero seguir explorando esta vía, y acumular experiencias. Últimamente me han venido ciertas urgencias por circunstancias que no vienen al caso. El AQUÍ y el AHORA de siempre, pero más que nunca. Los años pasan, y parece que ése sea buen motivo para correr más que nunca...



divendres, 14 d’octubre de 2016

LiKe DyLAn iN tHe NoBeL


El día ha generado un debate realmente interesante, que va mucho más allá de mangas de camiseta de futbolista cortadas, corruptos que salen de rositas y demás mierdas de este país de ídem. Corría el mediodía cuando ha saltado la noticia: Bob Dylan premio Nobel de literatura. "Cómo?", ha sido la reacción de muchos, entre los que me incluyo. Al principio pensaba que era un fake, como el que corría hace unos días por Twitter dándole el premio al infausto Paulo Coelho. Pero no era un fake. Conforme pasaban los minutos, la sorpresa inicial se ha ido convirtiendo en un "¿y por qué no?". Y a lo largo del día he mantenido debates muy interesantes con gente que defendía una postura u otra. 

Yo no soy un súper fan de la música de Bob Dylan, pero tengo discos suyos y me gusta. No conozco de pe a pa su historia, aunque he visto documentales sobre su vida o la curiosa 'I'm Not There', que me gustó mucho. Y no me he parado nunca a estudiar sus letras con detenimiento como para juzgar si realmente merece el Nobel. Pero lo que sí tengo clarísimo es que hablar de literatura en determinados músicos me parece acertadísimo. Al fin y al cabo, ¿qué es literatura? Para mi, el arte de difundir ideas mediante textos. Y puede ser 'envasada' de muchas maneras: una novela, un poema, un ensayo, una obra de teatro... o una canción, claro que sí. El hecho de que, además de texto, una canción también tenga música, no excluye el valor literario o poético que pueda tener la parte escrita de esa canción. ¿Acaso no tienen valor literario las letras de Nick Cave, Jeff Buckley, Lou Reed o, por supuesto, PJ Harvey? Es más, ¿tienen valor literario los 'libros' que escriben famosos, o futbolistas por el simple hecho de estar presentados en ese formato? Si un Haiku es literatura, ¿puede serlo un tuit muy bien escrito? Preguntas, muchas preguntas. No sé si Dylan realmente lo merecía, porqué tampoco conozco la obra de los otros aspirantes, pero tengo claras dos cosas: uno, celebro y comparto al 100% que se hayan considerado literatura los textos de un músico de su nivel (sin entrar en si antes que Dylan lo habrían merecido otros como Leonard Cohen, Lou Reed y compañía). Y dos, quizás otro debate sería si deberíamos darle tanta importancia a todos estos premios aleatorios, subjetivos e interesados con los que la sociedad suele buscar y premiar a referentes y modelos que en ocasiones son de dudosa validez. No olvidemos que Obama es Nobel de la paz...




dijous, 13 d’octubre de 2016

RefuNfuÑaR




A pesar de la lluvia, ha sido un buen día. Mi equipo ha ganado su primer partido en toda la temporada. Y nuestro rival más odiado ha perdido. He hecho unas cuantas cosas pendientes, sintiendo el enorme placer de estar en casa mientras llovía afuera muy fuerte. Siempre ha habido tres contextos en los que me ha encantado que llueva: estando en un coche, en casa o en una tienda de campaña. Supongo que porqué me recuerda a mi infancia de campings con mis padres. Molaba que lloviera y quedarnos dentro de la tienda canadiense los tres, jugando a cartas, fuera al cinquillo o al chinchón. Es como la sensación de estar metido en un cálido nórdico cuando fuera hace un frío de tres pares. Sentirnos protegidos de la hostilidad exterior provoca placer. Literal y metafóricamente. Hace un rato he empezado el libro de Marina Garcés. Aunque es algo denso, me gusta. No deja de ser un reto. Y me gusta que me intenten forzar la puerta de la quijotera para que se abra más. Ayer fui a ver 'Sing Street', y tiene su punto, aunque para mi gusto, le sobra algo de azúcar. A ver, en el fondo es una historia bastante amarga, pero me chirrían los finales felices. No me gustan , porqué no son nada reales, y no me los creo. Aún así, la historia de la banda tiene gracia. Cualquier historia donde haya música de por medio ya me tiene medio corazón ganado de salida. He estado hablando con Les Sueques, y entre lunes y martes avanzan un primer single del nuevo disco. En principio, tienen previsto sacarlo en enero. Muchas ganas de escuchar nuevas canciones como las que tocaron en les Festes de diSoRdErLand. El viernes pasado se cerraba el plazo para presentar imágenes para el concurso de fotografía. Sí, apuré hasta el último momento. Y, de hecho, casi paso de apuntarme, cansado de los 1000 requisitos que no quedaban claros en la hoja de inscripción y que me hicieron ir y venir a la papelería a buscar sobres no especificados (o camuflados en la ambigüedad de quien no se sabe explicar). Molaría volver a ser finalista como el año pasado, aunque no sé si este año mis fotos tenían el mismo nivel. Y lo que sí tiene nivel es el grupazo que he descubierto esta semana por casualidad, que es como se descubren las mejores cosas en la vida: se llaman SULK, que quiere decir 'refunfuñar'; son de Londres, y suenan maravillosamente bien. A ver, no han inventado nada, y de hecho, recuerdan un montonazo a los Stone Roses de la época buena. Pero sus dos discos me parecen maravillosos. Lo que yo llamo música fluída. De esa que te entra no sabes bien por dónde hasta el fondo del alma y te remueve algo de manera completamente natural. Sin forzar, sin ser artificial, con pureza... joder, es que estas guitarras cristalinas, esos ritmos irresistibles, esa oscuridad que te hace cantar y/o bailar con los ojos cerrados... llevo dos días escuchándolos en bucle y no me canso. Vienen a tocar el mes que viene, y aunque sea sábado, creo que haré lo imposible para poder escaparme. Quiero verlos en su momento, antes de que sea tarde. Pasarán los años, pero la música seguirá excitándome como cuando tenía 15 años...





dimarts, 11 d’octubre de 2016

fRíOs, CeRdoS y cANciOneS





El domingo me levanté para ir a currar y todavía era de noche. Ayer tuve que sacar la estufa del armario. Y hoy ya me he puesto un edredón fino al cambiar las sábanas y hacer la cama. Y para esta semana están previstas lluvias y bajada de temperaturas. Esta época es terriblemente deprimente. Le he regalado el libro a mis padres, y me he comprado otro a raíz de esta entrevista sobre filosofía de guerrilla que pinta muy bien. Soy un coleccionista compulsivo de libros por empezar. Casi como de historias vitales a medio hacer. Mi odio hacia el ser humano se acrecenta y es un camino de no retorno. Hace un rato le he pegado la bronca a un guiri cerdo que estaba meando en mi calle entre dos contáiners. Luego he pensado que podía haber empujado un contáiner y haberle pillado su miembro gorrino. Es lo que se merecía. Cada vez tengo más tentaciones de tomarme la justicia por mi mano. El día a día es un no parar de gestos, situaciones y actitudes imbéciles, egoístas o incívicas, y cada vez me encienden más. Tengo tantísima rabia acumulada hacia el ser humano que un día explotaré. Si no fuera por algunos individuos que valen la pena... o por la música, claro. El concierto de los Night Beats estuvo muy bien, a pesar de los problemas de sonido. La mesa de sonido como tal no existía, y lo gestionaban con una tablet. Mucho tendrá que mejorar esa tecnología, porqué los de la banda estaban bastante cabreados con tanto fallo y parón. Les compré CD y camiseta. De lo primero, tengo miles. De lo segundo, también las colecciono a decenas. Y me gusta pagar a las bandas los buenos momentos que me dan. A muchísimas de ellas no las conocería si no me hubiera bajado su música. Y, por extensión, a muchas de ellas no les habría ido a ver a conciertos, ni les habría comprado discos o merchandising posteriormente. El discurso políticamente correcto y completamente hipócrita de la piratería se lo pueden meter por el culo las discográficas y multinacionales que, como siempre, han sido incapaces de preveer y actuar ante el cambio de modelo de consumo que han traído consigo las nuevas tecnologías. Del concierto también me quedo con la grata sorpresa que fueron los teloneros...



divendres, 7 d’octubre de 2016

RitMoS NoCtuRNoS




Ha llovido y refrescado, lo cual es sinónimo de mierda mierda mierda. Ha sido un buen fin de semana, y siento una cierta placidez dentro de mi habitual estado de dEsoRdeNada insatisfacción con el mundo y la vida, en general. Ayer acabé de ver 'Nymph()maniac', y mientras la miraba pensé que Charlotte Gainsbourg podría ser una buena actriz para hacer un biografía de Patti Smith, y Stacy Martin haría juego con mis deseos sexuales. Esta semana L de Lesbiana también encajaba en esa categoría. Hay semanas que sí, y hay otras que no, en función de... no sé en función de qué, pero es cierto que el deseo que me provoca oscila. El martes tenía los labios de un sexy subido, en la presentación del libro a la que fuimos. Quizás eso me subió la líbido, y de ahí todo lo demás. El sexo puede llegar a ser maravilloso, aunque a veces también sea fuente de tortura psicológica/fisiológica. A veces quizás sería más preciso llamarlas psicoilógica y fisioilógica. Mañana empieza la semana, y pinta que va a ser dura y estresante. Odio los viernes casi tanto como los amaba cuando eran realmente viernes. Si es que alguna vez lo han sido. Nada es lo que parece, sino lo que implica en cada caso. Y no hay dos casos iguales. Para bien y para mal. Tengo esa sensación de estar lleno y tener hambre a la vez. ¿No os pasa nunca? A mi sí, y uno nunca acaba de saber a quién hacerle caso. Mañana me voy a ver a los Night Beats por primera vez. Muchas ganas. Psicodelia para la mente. Guitarras para el corazón...



dimarts, 4 d’octubre de 2016

AtRagANtaRnOs



Semana de entrevistas y presentaciones. Discos, libros y fotografías. Me gusta lo que hago cuando me gusta lo que hago. Me gusta echarle patillas para conseguir lo que quiero. Me gusta traerme los deseos a la realidad y darles una palmadita en la espalda como si nos conociéramos de toda la vida. Me gusta mirar atrás y ver que el camino hasta ahora no ha estado tan mal. Me gusta imaginar que todo me sale igual de bien en otros campos de la vida que no me salen igual de bien. Me gustan los días con melodías que se enganchan. Me gusta sacarlas a la guitarra totalmente de oídas, sin ni siquiera saber qué es un DO, un MI o un SOL. Me gusta gustar y ser gustado. Y me tiene atrapado esta canción con guiño a los Smiths...




dilluns, 3 d’octubre de 2016

iMAgiNe




Ya tengo billetes para Florencia. Me dormí, y la mayoría de apartamentos chulos que había visto en Airbnb habían volado, así que de momento he reservado un par de hoteles por Booking mientras sigo buscando con calma. L de Lesbiana quería venir pero no tiene pasta, y tengo varias opciones a quien decirles si se quieren venir improvisadamente a ver a PJ conmigo. Las improvisaciones tiene esa magia a la que los planes nunca podrán aspirar. Siendo un lunes, no cuento demasiado con poder engañar a nadie, pero tampoco me preocupa en exceso. Sí, claro que molaría poder tener alguien especial con quien compartir ese momento, pero aquí el único imprescindible soy yo. Cada uno es la única persona imprescindible de sus respectivas vidas. Es así. Aunque haya quien no se atreva a admitirlo. La gente, en general, no se atreve. A nada. Nos educan en el miedo. Es natural tenerlo, pero nos reprimen las ganas de superarlos. Son unos mierdas, y consiguen que también nosotros lo seamos. Hay que atreverse. A todo y a nada. Y a imaginar, que es uno de nuestros mayores superpoderes. Imaginar es avanzarse a las realidades futuras. Algún día alguien se imaginará algo que será la bomba, y que quizás cambie el futuro de la humanidad.



dissabte, 1 d’octubre de 2016

hORMigAs



El nuevo disco de Sidonie me gusta bastante (dicho esto con sólo un día de escuchas), y el de los Pixies ya os lo diré cuando acabe de sonar. La semana que viene me quiero ir a ver a Night Beats, a ver qué tal en directo. La semana acabada ha estado muy bien. Una isla maravillosa con poca gente, buen tiempo, y un hartón de reír, comer y beber. Sí, ha faltado follar, pero no se puede tener todo. Esto es justamente lo que quería cuando decidí hace unos meses abandonar varias movidas: recuperar tiempo para mi, y bajar el pistón. Recolectar buenas energías, por si hiciera falta contrarrestar otras peores. Me debo estar ahormigando, que es un verbo que me acabo de inventar. Si los académicos se pueden follar 150 acentos de golpe, no veo por qué no me iba a poder inventar yo los verbos que me salgan de las cuerdas vocales. Una vez pasada la primera F, ahora toca preparar la segunda, para finales de mes, y con PJ Harvey de por medio. Sí, (casi) todo lo que hago en mi vida está relacionado con la música. Prácticamente es lo único que vale la pena. Creo que vuelvo a estar de un escepticismo cínico elevado con los seres con faldas. Tal recibes, tal das. Creo que este refrán también me lo acabo de inventar. 'Dime cómo muerdes la almohada, y te diré cómo soplas la nuca' podría ser algo equivalente, pero se podría interpretar como algo homófobo. Los que así lo interpretaran será porqué ellos lo son. Yo soy más de meterme con todo y con todos, sin discriminaciones positivas. Me hago responsable de lo que quiero decir, no de lo que los demás quieran entender. Esta frase es una copia de otra que le escuché decir a alguien una vez. No preciso más porqué no recuerdo datos concretos. Ni tan siquiera si era de alguien próximo, o de una estrella del rock, cine o similares. Me gusta cuando me la sopla todo. Si la madurez fuera esto, entonces ya no daría tanto miedo. A todo esto, el disco de los Pixies no me está disgustando como pensaba. También es verdad que juega con una ventaja: los discos escuchados con los cascos son siempre mejores. Todos esos matices y esa potencia metida de lleno en tu oído son como cuando llenas la boca con un plato delicioso, y todos sus sabores explotan en tu boca. Joder, es que casi me atrevería a decir que 'Head Carrier' me está gustando. Será que me pone nostálgico? Perdóname, Kim, sabes que te adoro y no querría ofenderte...



divendres, 23 de setembre de 2016

La múSiCA aMAnSA a LaS fieRaS





Ha sido un día de extremos. Me he despertado al ritmo con el que me fui a dormir:



'Goo' me parece una puta maravilla. Es la mezcla perfecta entre belleza y violencia. Caos, angustia y rabia. Liberación. Explosión. Catarsis. Con el tiempo, se ha ido convirtiendo en mi disco preferido de Sonic Youth, superando a 'Washing Machine'. Nada empatiza más con los sentimientos que la música. Nada. Todo momento tiene sus discos, sus canciones, sus letras que escupir con rabia, deseo, euforia... lo que toque en cada momento. Quizás influído por el disco, y también por mi imposibilidad de dejar de darle vueltas a la quijotera por todos los maltratos sufridos últimamente, he enviado un mail al comité de empresa planteándoles reacciones por mi parte al percal que me tiene encendido desde hace ya unos cuantos días. A esta hora de la noche, no me han contestado. La lucha interna entre vísceras y cerebro continúa, y ahora mismo no sé quién va a ganar. Lo único que quiero es no perder yo...

Seguramente ese mail ha sido el desatascador que necesitaba para liberarme un poco el fuego de estos últimos días. Me he sentido aliviado al soltarlo. Por la tarde hemos vuelto a la rutina ondulada, con alguna novedad. Aunque nos llevará un tiempo acostumbrarnos a los pequeños cambios, me he sentido bien. Me serena. Me gusta. Me siento bien. Me amansa. Al acabar, no tenía ganas de irme a casa, y aunque L de Lesbiana tenía el cumple de su madre, he optado por pegarles un toque a Hermano-Ficticio-R y compañía para irme a ver con ellos a los Jayhawks. Les he visto 1000 veces, ni tan siquiera he escuchado el último disco, y la entrada costaba un pastón, pero me ha dado igual. Era lo que me apetecía, y lo que necesitaba. Nada me sienta tan bien como la música en directo. Esa hora y media de concierto (o ponle dos si llegas a los teloneros), se me pasan todos los males. El mundo que hay fuera de la sala no importa una mierda. No hay corruptos, ni ladrones en la oficina, ni perversas arpías... sólo riffs de guitarra eléctricos, melodías maravillosas y, si las cotorras lo permiten, una comunión mística entre el universo y tú. El único momento en que parece existir la armonía, el equilibrio, la paz. El de hoy ha sido especial, porqué por primera vez Hermano-Ficticio-R llevaba a sus dos críos a un concierto, y lo han pasado genial. No he podido evitar acordarme de los días en la facultad cuando se conocieron y empezaron a salir. Y hoy, dos décadas después, estábamos allí todos juntos, con dos pequeños seres que por entonces ni imaginábamos, y que han absorbido como una esponja el amor por la música de sus padres. Ha sido realmente bonito. Por un momento hasta he llegado a creer que el mundo todavía esconde rincones de ingenua belleza resistiendo a la mugre diaria. Con una canción de los Jayhawks, hasta sería capaz de enamorarme para ponerme nostálgico...



dijous, 22 de setembre de 2016

sORpréNdeME




Había olvidado esta sensación, porqué no tenía tiempo libre para que se diera. Abandoné movidas varias para recuperar tiempo libre, y ahora que lo tengo (algo, tampoco al completo), recupero la cadena de 'no puedos'. La que no tiene una hija, tiene un curso de somelier; la que no trabaja 12 horas, ha quedado para preparar un viaje inminente. Y la que no... no me contesta. Eso sí que es algo que no soporto. Si no puedes o no quieres, lo dices, y no hay problema. Pero sé honesta/valiente y dilo. Lo otro es cobardía y mezquindad. Leía a Paola Vaggio en su blog hablar de faltas de empatía y lo mal que tratamos a los demás, y estoy 200% de acuerdo. Somos los primeros en quejarnos cuando nos lo hacen, y también somos los primeros en hacérselo a los demás. Entre esto y lo del trabajo, llevo días de odiar de más la humanidad, si es que es posible incrementar mi estado natural en ese sentido. He visto la primera parte de 'Nymphomaniac', meses después de comprarla en esa tienda del centro donde venden DVDs a 2 euros. Suelen tener algún pequeño defecto de fábrica y por eso las venden a ese precio, creo. Pero para observar las historias, me sirve. Me ha gustado, pero me queda la incógnita de saber cómo seguirá la 2ª parte. No tenía humor para tragarme dos horas más de peli, o lo que dure. Me ha encantado la exposición de Philippe Halsman. Tanto, que me he acabado comprando un libraco de casi 40 eurazos para poder contemplar con calma en el sofá de casa todas esas fotografías maravillosas. Adoro la fotografía, aunque no tenga ni idea de técnica. Siempre he preferido el autodidactismo, la propia experimentación y el azar. Probablemente vuelva a presentarme al concurso en el que fui finalista el año pasado, aunque tengo la sensación que esta vez no tengo tanta materia prima. Tengo que repasar el material y elegir. Y que no se me pase la fecha de entrega, que ahora mismo no tengo muy clara. He dejado un autorretrato en la exposición que creo que ahora mismo me define bastante. Sí, este sería mi mensaje al mundo ahora mismo...





dimecres, 21 de setembre de 2016

La fOtO No tiENe QuE VeR CoN eL teXtO (o Sí...)




Mientras intento no hacerme demasiada mala sangre con los ladrones de mi curro (que no quiere decir que lo consiga...), la semana recupera elementos hertzianos de rutina. En este caso, rutina no equivale a aburrimiento supino, sino a 'el verano se va a la mierda y recuperamos el ritmo normal del año'. Los que intentamos resistirnos hasta el final a esa idea deprimente estamos ultimando nuestra escapada a Formentera de la próxima semana. Me apetece un montón, y cruzo los dedos para que nos haga buen tiempo, porqué había amenaza de algún día de lluvia (que ya sería mala folla...). Otro elemento de rutina es la dificultad para encontrar gente (preferiblemente mujeres) con quien hacer planes entre semana. Sí, es cierto que mi gusto por la improvisación lo hace aún más difícil, pero hay veces que es un poco frustrante y le hace sentirse a uno bastante solo. A ver, que a mi siempre me ha gustado ir a mi bola y no tengo problema alguno para hacer cosas conmigo, pero hay momentos en que uno querría más vidilla alrededor. También es verdad que paso bastante, porqué en los últimos fines de semana había abierto frentes a los que luego no doy continuidad por pereza, o por el hastío de los malditos roles de género que tanto odio. Si quieren algo, que llamen ellas, que también tienen dedos. Hay veces que me gustaría que no fueran tan mojigatas y pudiéramos actuar con naturalidad: "hola, NOMBRE, todo bien? Te apetece quedar para echar un polvo? - "Ah, pues sí, que he tenido un día horrible en el trabajo, y necesito descargar energía" - "Ok, perfecto, pues vente a mi casa a las 20h. Y si pasas por la farmacia, pilla condones". Y tan sencillo. El nivel de felicidad colectivo aumentaría considerablemente, no tengo ninguna duda. Quizás debería hacerme Tinder... a todo esto, le he dicho a Morenaza Pirómana (a.k.a. Morenaza Extra Soft Skin, a.k.a. Morenaza Light My Fire) de ir mañana a una expo de fotografía que pinta muy bien. Seguro que acabará por no poder, pero no puedo resistirme a intentarlo. Cosas de los tauro. Quiero quedar con ella fuera del trabajo y saber más de ella, pero por ahora se resiste. Me enciende el alma, en el buen sentido. ¿Sabéis de esas personas estimulantes con las que todo parece tan fácil, divertido y luminoso? Pues así. Me pasa con muy poca gente, y suelo ser experto en desaprovechar las ocasiones, o cagarla, o ser desesperadamente torpe y lento cuando alguien me gusta de verdad. Es mucho más cómodo con las relaciones fake, de esas con fecha de caducidad desde el primer día. Creo que eso ya lo dije en el último post. Me repito. Siento ese hastío tan típicamente otoñal. La peor estación del año, porqué es la que deja más lejos al verano siguiente. Buff, qué pereza me da todo...


PD: He ido a ver el nuevo documental de los Beatles. Hay algunas imágenes inéditas, y recupera el concierto en el Shea Stadium de New York. De la historia en sí, no explica gran cosa nueva, pero se deja ver. Siempre resultan divertidos y, aunque no me considero un gran fan, tienen una colección de canciones envidiable...