dijous, 16 de març de 2017

eLefANteS dEsoRdeNados




No tengo tiempo de nada. Renuncio a cenas porqué necesito una noche de sofá, peli y relax. He vuelto a ver la que hicieron sobre Gainsbourg unos años atrás. En estos casos, el blog es una excelente manera de llegar a donde no lo hace mi dEsoRdeNada e inexistente memoria: hace 6 años que la vi por primera vez. He empezado la biografía que salió hace unos meses, y que tiene una pinta atómica. Me parece un personaje fascinante: talentoso poeta seductor, pero también crápula canalla poliadicto. Y gran provocador. Seguramente el rasgo que más me gusta y con el que más me identifico. Cada vez más. A veces, con total premeditación; y a veces, por negarme a callar lo que pienso. O por reacción virulenta contra las estupideces ajenas. Suficiente tengo con aguantar las mías. Quizás las colillas que han aparecido repetidamente en mi balcón en los últimos meses sean del fantasma de Gainsbourg, que ha venido a verme. Siempre será una explicación más glamourosa que pensar que ha sido un puto cerdo (genérico neutro, sea hombre o mujer...) que vive en los edificios colindantes. Como lo pille, descargo contra ese personaje toda la rabia y violencia que me despiertan este tipo de conductas de gilipollas egoístas incívicos y subnormales. Resumido así, en 4 elegantes adjetivos a bote pronto...

Tengo mi horizonte próximo lleno de conciertos que sumar a los pasados en las últimas semanas (Toy, Odio París, Bastante, Divine Comedy, Nick Waterhouse...): Nacho Vegas, Maika Makovski, Les Sueques, Mick Harvey, Cala Vento, Los Punsetes... o, por supuesto, el recital poético de la diosa PJ Harvey. Al margen del Primavera, me estoy planteando ir al Vida y al Azkena Rock. Y estoy a la espera de saber fechas de vacaciones para saber qué narices hacer este año. Total, luego improviso un viaje a la otra punta del planeta con 10 días de antelación... G-Cinéfila se va para allí este año. Me sigo viendo con La Chica Con Pelo De Chico, en ese terreno de ambigüo alambre del sí-pero-no que tanto acostumbro a pisar, sin red de protección. Empiezo a tener la sensación de que a Bailarina de Burlesque le empiezo a hacer gracia. Y me apetece hacer un poco el Gainsbourg, no lo negaré. Será que ya huele a primavera, y las hormonas post-adolescentes empiezan a andar revueltas...



3 comentaris:

hiro ha dit...

Encara tinc pendent la peli sobre Gainsbourg... (en tinc tantes de pendents!)
Però el llibre em crida més l'atenció, ja me diràs si val la pena.

La primavera també em comença a revolucionar les hormones, i tinc ganes de fer mil coses. Com m'agrada aquesta sensació!
Segur que coincidim, al menys, en algun d'aquests concerts jeje ;)

Pio ha dit...

Ay, ay, ay que la primavera viene pisando fuerte!!!

dEsoRdeN ha dit...

És curiosa, si més no. El llibre m'està agradant molt. Ja vaig per la meitat. Visca la primavera! I en uns dies, canvi d'hora!! Yuuujuuu!! Divendres segur... ;D

Primavera todo el año!!