diumenge, 30 de juny de 2019

cASi VacACioNeS




Ya huelo las vacaciones, y eso siempre es una buena noticia. Aunque no llego tan apurado como otros años, tengo ganas de no hacer nada, desconectar, y largarme bien lejos de todo y de todos. Parece una necesidad general: cambiar de caras y de entornos. Nos agotamos los unos a los otros, también porque a cada generación que pasa, menos paciencia y más urgencia. Tanta, que ni sabemos por qué corremos tanto, ni hacia adónde. Perdidos como pollos sin cabeza. La vida por inercia y sin demasiado sentido. Ir tirando y ya se verá, aunque quizás no haya nada que valga la pena ver. No hay grandes referentes, porque los que nos ponen en las pantallas son mediocres, déspotas y no conectan con la gente; y los que valdrían la pena, nos los esconden todo lo que pueden para taparnos los grifos de sentido crítico. En la teórica era de la aparente información global donde todo debería ser más diáfano y transparente, uno se siente más atrapado, engañado y angustiado que nunca. Y rodeado de cretinos, imbéciles y egoístas también en el entorno más próximo. Descreído dEsoRdeN, qué cuesta arriba se hace todo a veces...


2 comentaris:

Laura ha dit...

a cada generación que pasa, menos paciencia y más urgencia.

Es así por norma general...lo queremos todo y lo queremos ya.

Venga, que solo faltan 4 días ... Con esto, podemos! 🙂 Beso enorme hasta entonces.

dEsoRdeN ha dit...

lo queremos todo y ya por fuera... y por dentro tenemos menos que nadie

Ya de vacaciones! Ya huelo el bosque y escucho la música... ;)