dijous, 26 de febrer de 2009

dE viAjE... y mEdiO CoJo



Los peligros de ser futbolista de élite...


dimarts, 17 de febrer de 2009

ReVivEn?


Rectifico lo dicho en el post anterior días atrás: aunque sigo pensando que no llegan al nivelón de 'Bring'Em'In', 'Hurricane Bar' ni 'Ode To Ochrasy' (lo de 'Never Seen The Light Of Day' fue una broma de mal gusto...), la verdad es que cuanto más escucho 'Give Me Fire' más me gusta el disco. Si lo queréis comprobar, sírvanse ustedes mismos...



¿QUERÉIS FUEGO DESORDENADO?




divendres, 13 de febrer de 2009

dEsDe La biBLiotEcA




Y es que hace un par de días mi amigo informático me confirmó lo que me temía: españoles, mi portátil ha muerto. Vamos, que el problema era de la placa base, y que por lo que me costaría una reparación, mejor que me compre uno nuevo (Yo es que la crisis me la paso por el forro, ya véis...). Y en esas estamos, y por eso en un día de fiesta como hoy, tengo que calmar al yonkiadicto a internet que llevo dentro viniendo a la biblioteca de al lado de casa. Escuchando a algunos de los muchos últimos cómplices del dEsoRdeN, que os recomiendo fervientemente: The Pains Of Being Pure At Heart, el segundo disco de mis casi adoptados Alex & The Horribles, Los Punsetes...

Y a pocos días de volver a la Pueblópolis, y ahora que se cumplen dos años de mi primer encuentro blogger en los madriles gracias a mis queridísmos Mando Diao, la verdad es que ando algo decepcionado con su nuevo disco que saldrá dentro de unos días. Como ya me pasó con el anterior, me ha dejado bastante frío, y empiezo a dudar si volverán a alcanzar algún día el nivelón de sus tres primeros discazos imprescindibles. El single mola, eso sí...


Me ha pasado algo similar con el nuevo de Franz Ferdinand. No está mal, pero el listón estaba tan alto, que me sabe a flojo, flojito. En fin. Hoy estoy musical, y he visto el cartelón de un festival que desconocía (Levante SOS 4.8), y que hacen en Murcia el 1 y 2 de mayo: Pj Harvey & John Parish, Los PLanetas, Those Dancing Days, Babyshamblles, Russian Red, Keane, Spiritualized... como para pensárselo, no? El miércoles hay rueda de prensa para anunciar el cartel del Primavera, mientras me continúo escribiendo con San Francisco, y con Bélgica, y la M Sidecar me tienta para repetir encuentros nocturnos... vamos, que con o sin ordenador en casa, que no pare el dEsoRdeN...


dissabte, 7 de febrer de 2009

ReCoPiLandO dEsóRdENeS...



Sigo sin ordenador, y estoy hasta las narices. Parece que la cosa puede ser seria y quizás me lo tenga que cambiar. Viva la crisis. Escucho a la Velvet, y sigo algo triste por la muerte de Lux Interior, monstruíto desordenado donde los haya. Sigo rechazando la mayoría de invitaciones de la M Sidecar, porqué aparte de correctos momentos de sexo, mi intuición no me grita al oído que me lance a sus brazos. Y yo creo ciegamente en mi intuición. Anoche volví al Sidecar después de un par de meses, y aparte de constatar que ha subido dos euros, y que la A lombarda continúa yendo por allí los viernes y sigue igual de lunática (y me importa taaaaan poco...), no acabé de disfrutar tanto como otras noches. No tenía los biorritmos muy juerguistas, como ya me dí cuenta en el concierto previo del Mondo Sonoro (grandes Lori Meyers, por cierto, recuperando unas cuantas de su insuperable 'Viaje De Estudios').

Quizás será que sigo algo nostálgico. Creo recordar que ya hablé en uno de los últimos posts (sí, ya sé que han sido muy pocos en los últimos 2 o 3 meses) de la doble de Kim Gordon. Bueno, a ella no le mola que la comparen, pero yo no puedo evitar que mi desordenada quijotera me traiga imágenes de la Gordon cada vez que veo a Canadian J. Bueno, y también imágenes de la magnífica semana que pasamos tras el fin de año, cuando ella y su amiga M nipona volvieron de Roma para acabar sus vacaciones en mi ciudad. Una vez más, mi intuición no me falló, y tras una agradable velada por el Gòtic, acabamos en el Jamboree, bailando hip hop entre negratas con cadenas de oro. Mi bestiecilla nocturna interna se dejó ir, y poco podíamos imaginar uno y otro en aquél momento que un mes después estaríamos tan enganchados, a miles de km de distancia y con un océano por enmedio.

Supongo que mi queridísimo azar también tuvo que ver, porqué tras 3 o 4 fantásticas noches seguidas, a mí me dió por acompañarla al aeropuerto en una fría y asquerosamente lluviosa mañana. Y no fue hasta buen rato después de estar por allí almorzando que se dió cuenta que se había equivocado, y había tomado la hora en la que tenía que coger su enlace desde Amsterdam, pensando que esa era la hora en que salía desde aquí. Total, el siguiente vuelo hacia San Francisco no salía hasta el día siguiente, así que volvimos para mi casa entre risas y perplejidad, y pasamos un último día extra de regalo que fue genial y casi exclusivamente horizontal.

Y la verdad es que echo de menos aquél viernes, y aquella semana. Y aunque cada día nos escribimos almenos un mail, o incluso hemos hablado varias veces por teléfono, me encantaría que decidiera seguir su impulso de venirse a vivir aquí (acabó enamorada de la ciudad). Y si no fuera porqué en julio se me acaban los contratos de curro y piso, y todavía no sé si me los renovarán con condiciones razonables, estoy un poco indeciso en si pillarme ya o no un billete para San Francisco para este verano. No será por falta de ganas, y conociéndome como me dejo guiar por mis impulsos, creo que no tardaré mucho en hacerlo...


No es ella, pero se le parece...




Va por tí, Lux